[RESUMEN] Cómic – Assassin’s Creed: Brahman

Imagen

Ubisoft ya se creó un nombre en el mundo del cómic por su habilidad de expandir el universo de Assassin’s Creed por este medio de forma acertada y atrapante, con historias que se sostienen por sí mismas fuera de los juegos para profundizar más aún la mitología de esta gran saga. Previamente, los aclamados The Fall y The Chain contaron la historia de Daniel Cross y su antepasado ruso, Nikolai Orelov, para luego verlo aparecer en la historia principal durante Assassin’s Creed III. Ahora, el equipo Fletcher/Kerschl/Stewart nos trae una nueva historia ambientada esta vez en India, con un nuevo protagonista tanto en la actualidad como en el pasado. Pero, ¿De qué se trata realmente AC: Brahman?

(Si bien ambos períodos históricos se intercalan durante el cómic, para este resumen se ha separado Pasado y Presente en favor de agilizar la narrativa)

————–

PASADO:

1839. El Maharaja Ranjit Singh, fundador del Imperio Sikh, unificador del pueblo y considerado uno de los mayores héroes de su cultura hasta el día de hoy, ha tenido en su poder durante 9 años el diamante Koh-i-Noor, la “Montaña de Luz,” también conocido como el Syamantaka Mani, una joya mística de la religión hindú, supuestamente portadora de poderes mágicos, entregada a la India por el dios Sol en persona (y los Asesinos saben perfectamente quiénes son estos “dioses,” y dan a entender que la utilidad del diamante es que, aparte de ser una enorme fuente de energía, puede “unir el destino de todas las Piezas de Edén como una”). Pero el Koh-i-Noor tiene una maldición, que destruye a todo hombre que lo porte, no así a las mujeres.

Imagen

(Pergamino en el idioma de la Primera Civilización que detalla el Koh-i-Noor)

Hasta ahora el Maharaja ha podido conservar la joya (un riesgo no menor), e India ha prosperado. Pero Singh está envejeciendo, y el Imperio Británico sabe del diamante – si los Asesinos no lo recuperan ahora, caerá en manos Templarias. Es por ello que envían a Arbaaz Mir y a su ayudante, un niño que al parecer es mudo, a recuperarlo.

Fingiendo ser emisarios de otra localidad para poder entrar al palacio, Arbaaz es presentado al ayudante del Gobernador General de Bretaña en India, y a su acompañante, Francis Cotton. Tanto Arbaaz como Cotton se dan cuenta inmediatamente de la afiliación de cada uno – Arbaaz ve la cruz que Cotton lleva al pecho, y Cotton reconoce los movimientos de Arbaaz. Sin embargo, el Asesino le asegura que sabe cuál es la misión de los Templarios en India, y que no impedirá que eliminen al Maharaja, ya que se ajusta a lo que él busca, por lo que actualmente no son enemigos.

Singh usa el Koh-i-Noor en su persona continuamente, pero es sólo una copia. Cuando el tesorero se lleva el diamante a las bóvedas reales, Arbaaz y sirviente lo siguen, y entran durante la noche. Al principio sólo encuentran la copia, pero Arbaaz, recordando que está relacionado con Aquellos que Vinieron Antes y tras examinar la bóveda, descubre que uno de los muros es una ilusión. Al otro lado encuentran el diamante, que muestra su capacidad de proyectar imágenes e ilusiones, asustándolos con un tigre de energía azul que desaparece cuando el Asesino saca la joya de su pedestal. Sin embargo, al salir, es emboscado por Cotton y la guardia real, aunque no antes de enviar a su sirviente a esconderse. Arbaaz es encerrado y le quitan el diamante.

Imagen

(El Koh-i-Noor en su pedestal)

Imagen

(Cotton ve el arresto de Arbaaz)

El sirviente se escabulle hasta el palacio y se topa con la princesa, amante de Arbaaz, quien cree que el Asesino sólo la usó para robar la joya. El sirviente revela que el diamante en poder de los Templarios es la copia, y entrega el verdadero a la princesa, oculto todo este tiempo en su turbante. La princesa libera a Arbaaz de los calabozos luego de que este explique el plan de los Templarios de matar al Maharaja. Arbaaz y su sirviente corren a la cámara real, pero Singh ya había tomado su té – envenenado. Cotton y Arbaaz pelean (este último usa diferentes armas, como un disco de lanzar afilado, o una hoja oculta que se abre en tres), pero Cotton alerta a la guardia real de que un Asesino está atacando al Maharaja.

Arbaaz huye por la ventana mientras pelea con los guardias, y la princesa, por otro lado, intenta huir del palacio luego de que su padre, con su último aliento, le aconseje desaparecer antes de que vengan tras los últimos miembros de la familia real. Pero en la salida se topa con Cotton, quien la toma por Asesina, pero es atacado por la espalda por el sirviente de Arbaaz antes de que pueda herirla. La princesa aprovecha la distracción para usar el diamante… y es poseída por una proyección de quien parece ser Minerva, que entrega un mensaje indescifrable:

 “Somos uno de muchos pero esencial para la unidad de todos. Aunque nos veamos fragmentados por la limitada noción de este momento, existimos como uno, como siempre hemos hecho y siempre haremos. Han sido fragmentados, niños, pero sepan que también están completos. No permitan que su concepto de tiempo actúe como un velo paralizador cuando el destino de todo lo que valoran descansa en sus manos. Hablamos a través de este recipiente, este momento y medio un ancla para que podamos comulgar. Debemos existir libremente en todo punto para que su raza, nuestros hijos, existan y sigan libres. Oculten esta lente inteligente hasta que se unan y comprendan que este corazón, nuestro corazón, es el que los dotó de precioso aliento. Y jamás duden los extremos a los que llegaremos para proteger aquello que nos es preciado.”

Todos cesan su combate frente a la aparición, y Cotton le dispara, sin efecto. Aterrado, el Templario dispara directamente al diamante, haciéndolo pedazos. Arbaaz alcanza a lanzarse junto a su sirviente a una fuente, antes de que la aparición, gritando, lance un ataque a todo a su alrededor, aniquilando a la guardia real en una explosión de energía azul, y matando personalmente a Cotton con la proyección del tigre.

Imagen

 ——–

PRESENTE:

Imagen

Jot Soora es un empleado de MysoreTech, que como vimos en una de las entradas de la Vigilancia de Iniciados, es una empresa que recientemente logró un acuerdo con Abstergo Entertainment. Jot está encargado de probar el nuevo sistema de entretenimiento basado en tecnología Animus, el software Brahman. Tras terminar de utilizar el dispositivo (que consiste en los auriculares entregados por la Hermandad de Osaka a Gavin, conectados al resto del hardware), y descubrir que es descendiente del sirviente de Arbaaz Mir, Jot se extraña al descubrir que sus archivos de memoria están siendo subidos a un servidor externo, por lo que desconecta la máquina antes de completar la transferencia de datos, y la lleva a su casa para continuar su investigación.

Allí explica el sistema a su prometida, Monima Das, conocida estrella de cine. Al levantarse a la mañana siguiente, encuentra a Monima utilizando el Brahman, y, luego de observarla un rato, la despierta. En un principio Monima no quiere contarle qué vio, avergonzada – ella es descendiente de Arbaaz Mir y la princesa Singh, y había vivido su encuentro. Tanto Mon como Jot quedan muy confundidos emocionalmente por la experiencia, aunque Mon le asegura que nada ha cambiado en su relación.

Jot asiste a su conferencia con los altos mandos de MysoreTech a dar su reporte sobre el Brahman, pero Ajay Rana, fundador de la compañía (entrevistado en el artículo de la revista que vimos en Iniciados), tras ver la actitud de Jot, nota que algo pasa. Más tarde, jugando squash, Ajay le pregunta si algo va mal, y por qué está recibiendo llamadas de Abstergo pidiendo la computadora de Jot, quien le pregunta quiénes son ellos exactamente, y qué hacían robando su memoria genética. Ajay le dice amenazadoramente que habló con Monima, y le aconseja que vuelva con ella y deje de meterse en asuntos que no le incumben, ya que es malo para su salud.

Una noche, mientras Jot trabaja en casa, lo visita una amiga para pedirle unos datos. Mientras esperan la transferencia beben unos tragos, y cuando hablan del Brahman y ella le pregunta quién era él en el pasado, Jot, en vez de mencionar al sirviente, le dice que era un Asesino, y su amiga, para su sorpresa, lo besa.

Monima, por su parte, debe partir a Mumbai, y entrega su anillo de compromiso a Jot porque debe aparentar ser soltera frente a las cámaras. Un tiempo después, Jot, aún preocupado por su relación, la llama para decirle que necesita verla y viajará a Mumbai en el siguiente vuelo. Cuando llega al estudio, en medio de todos los fanáticos de Mon, Jot es alcanzado por su amiga, quien le dice que tienen que hablar. Jot, sorprendido de que lo haya seguido hasta allí, le dice que no tienen nada que hablar, y ella le revela que tienen el Brahman y saben quién es él. Amenazándolo con su hoja oculta (cuyo diseño es diferente, paralela al dedo meñique en vez de ir por debajo del puño), la mujer y otro hombre, su hermano, lo meten en una furgoneta. Monima alcanza a ver que se lo llevan.

En una casa segura, los Asesinos, Jasdip Dhami y su hermana, preguntan a Jot dónde está el diamante, quien les responde, “En las Joyas de la Corona Británica, ¿No?”, tras lo cual fuerzan a Jot a revivir sus recuerdos en el Animus, explicando que deben encontrar el Koh-i-Noor antes que los Templarios. Pero no tardan en darse cuenta de que Jot había mentido – no tiene relación genética ni con Arbaaz Mir ni con la princesa. No bien descubren esto, una alarma de presión en los peldaños de las escaleras alerta a Jasdip que los Templarios están en el edificio.

Imagen

Cuando Jot sale del Brahman, el tiroteo ya ha comenzado – la hermana de Jasdip está muerta de un tiro en la cabeza, mientras él, usando un traje que le permite volverse invisible, se encarga de los Templarios, que usan una especie de casco con un visor rojo. Jot guarda el Brahman en un bolso y ambos suben a la azotea, mientras más Templarios entran en el edificio. Cuando Jot pide respuestas, Jasdip le contesta que puede ir con él o puede quedarse, pero él se llevará el bolso. Ambos se deslizan por el exterior del edificio en una cuerda de rapel, y cuando están en la ventana del piso en que está su hermana muerta y los Templarios que acaban de entrar, Jasdip activa a distancia la muñequera de ella, haciendo explotar la habitación. La fuerza de la explosión hace que Jot se suelte y caiga sobre unos techos.

Sin lugar a donde ir, Jot vuelve al estudio de cine (donde Monima estaba en plena grabación, caracterizada como Minerva). Ella lo reconoce y cancela todo, mientras él le pide perdón por todo y le explica lo que ha pasado, incluyendo el hecho de que Templarios y Asesinos sólo están detrás de él porque piensan que conoce la ubicación del Koh-i-Noor, pero en realidad su objetivo es ella y las memorias que subió a sus servidores al usar el Brahman, aunque aún no lo sepan.

Ambos son retirados del lugar en una furgoneta, sin saber que están siendo escoltados por Templarios, cuando Jasdip Dhami cae sobre ellos en su traje invisible. La escolta intenta eliminarlo (revelando que los cascos con visor les permiten contrarrestar la tecnología de invisibilidad, y pueden ver a Jasdip a la perfección), pero el Asesino se encarga de ellos. La furgoneta pierde el control y cae de un puente al río que corre debajo. Jot es rescatado por Jasdip mientras ve cómo Monima, inconsciente, se hunde con el vehículo.

Jasdip no presta mayor atención a los ataques de Jot, lo sube a una moto y lo lleva donde Dinesh, otro Asesino, al parecer encargado del trabajo de logística y recopilación de información, para entregarle el Brahman. Jasdip le explica que los trajes ya no sirven de nada ahora que los Templarios pueden verlos, y que Jot no es el Heredero.  Cuando se preguntan dónde está Jot, lo encuentran usando el Brahman para ver los recuerdos en que está junto a Monima. Enfurecidos porque Jot ha revelado su ubicación a los Templarios, le quitan el dispositivo, y Dinesh se da cuenta de que esas son exactamente las memorias que buscan – aunque Monima haya muerto, los datos quedaron grabados en el Brahman. Jasdip se prepara para defenderlos de los Templarios mientras Dinesh busca un punto de las memorias de 1839 donde pueda borrar toda la información sobre el paradero del Koh-i-Noor, dejando un callejón sin salida para que los Templarios abandonaran la búsqueda, y lo encuentra en el punto en que Cotton dispara y quiebra el diamante, borrando toda memoria posterior de los servidores de Abstergo y guardando el original en su teléfono celular.

Imagen

– Jasdip Dhami.

Cuando intentan huir por una puerta secreta mientras Jasdip los cubre, un disparo de una especie de arma de calor alcanza a Dinesh. Jot toma su celular y huye. Ya en la calle, se cubre la cara con un pañuelo, evadiendo a los Templarios, y se pierde en la multitud. No se sabe qué pasa con Jasdip, pero de vuelta en la oficina de Dinesh, el líder de la unidad Templaria reporta que los Asesinos no tienen nada – las memorias del servidor son un callejón sin salida y el Brahman de Jot está destruido, alcanzado por un disparo. El líder no es otro que Otso Berg, cicatrices y todo.

Imagen

– Juhani Otso Berg.

Finalmente vemos a Jot en el puente, con lágrimas en los ojos, observando como sacan la furgoneta del río, con el anillo de compromiso de Mon colgado del cuello. Usando el celular de Dinesh, Jot revive las memorias de Mon cuando le pidió matrimonio y todo era perfecto. Un acercamiento al anillo muestra un brillo particular, extrañamente similar al del Koh-i-Noor.

La última escena muestra los archivos borrados del pasado, después de la destrucción del diamante. Junto al cuerpo de Cotton, los restos esparcidos del Koh-i-Noor vuelven a juntarse por sí solos, reconstruyéndolo a la perfección.

————–

OPINIONES:

Personalmente me gustan mucho los cómics de la saga, el equipo Kerschl/Stewart (y ahora también Fletcher) han mantenido una calidad excelente y constante en cada entrega, perfectamente ambientada en el universo Assassin’s Creed, y es particularmente acertado el enfoque a expandir el universo más que a contar una vez más las mismas historias ya vistas en los juegos.

Uno de los puntos fuertes en este caso es el uso de un personaje externo, inconsciente de la lucha Asesino/Templaria, para mostrar el conflicto desde un punto de vista menos sesgado que como lo haría un miembro de cualquiera de los dos grupos. Podemos ver que los Asesinos no son santos, y están dispuestos a hacer lo que sea necesario – secuestro, amenazas y poner en riesgo a inocentes, por ejemplo – por lo que ellos creen es lo mejor para la humanidad, igual que los Templarios.

El equipo de escritores no se contentan con una historia simple y dan profundidad y emociones a los personajes, contando una historia real y creíble en que gente normal se ve atrapada en medio de una guerra que no comprenden. El dibujo en sí es excelente – no es necesario el diálogo para comprender los sentimientos de los personajes basándonos solamente en sus expresiones. Las escenas de acción son fluidas y dinámicas, bien esparcidas a lo largo de la historia, y, lo más importante, tienen un propósito. También de particular interés es el cambio entre presente y pasado – las secuencias del presente usan tonalidades normales de cómic, mientras que aquellas de 1839, si bien el dibujo es el mismo, utilizan tonos de violeta, celeste y anaranjado usualmente asociados al paisaje de India.

Otro punto a favor es el atisbo a la dinámica de la escalada del conflicto – es una genial sorpresa la revelación de que los Asesinos implementan trajes de invisibilidad, mas esto queda inmediatamente obsoleto luego de que aprendemos que los Templarios ya tienen tecnología para contrarrestarlos. Este tipo de información muestra la evolución constante de la guerra, la tecnología al alcance de cada grupo, y como cada bando va adaptando sus estrategias en tiempo real para lograr la ventaja. Atrás quedaron los tiempos de la hoja oculta y poco más – en ningún momento usa Jasdip su cuchilla ofensivamente, prefiriendo en su lugar las armas de fuego y, eso sí, utilizando todo aquello a su alcance e improvisando sobre la marcha. Los Templarios, por su parte, demuestran una organización efectiva y brutal, y la aparición final de Berg fue una grata sorpresa. Sólo espero que no malgasten al personaje como se hizo con Cross.

Assassin’s Creed: Brahman es un genial acierto en la continua expansión del universo, y no puedo esperar a la siguiente entrega de este equipo, ya que los cómics que crean se han transformado en algunas de mis historias favoritas dentro de la saga, logrando un punto de vista de la historia como no podemos ver en ningún otro lugar.

————–

DÓNDE COMPRAR:

Assassin’s Creed: Brahman:

————–

4 pensamientos en “[RESUMEN] Cómic – Assassin’s Creed: Brahman

  1. Hola, queria avisarles que tengo el Comic de AC Brahman en Ingles, si quieren se lo paso asi pueden comenzar con la Traduccion. La verdad el comic es muy bueno y vale la pena tenerlo. Saludos

    Me gusta

¡ Danos tu opinión !

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s